Celac 1: Declaración de Caracas y procedimientos para su funcionamiento

Declaración de Caracas

“En el Bicentenario de la Lucha por la Independencia Hacia el Camino de Nuestros Libertadores”

1. Las Jefas y los Jefes de Estado y de Gobierno de los países de América Latina y el Caribe, reunidos en
Caracas, República Bolivariana de Venezuela, los días 2 y 3 de diciembre de 2011, en el marco de la III
Cumbre de América Latina y el Caribe sobre Integración y Desarrollo (CALC) y la XXII Cumbre del Grupo de Río, y en el año de la conmemoración del Bicentenario de la Independencia de Venezuela, y en memoria y homenaje a la trascendental obra histórica de El Libertador Simón Bolívar, acuerdan:

2. Reconocer la valiosa contribución del Mecanismo Permanente de Consulta y Concertación Política –
Grupo de Río- creado en diciembre de 1986 en Río de Janeiro en los temas centrales de la agenda regional y
global y en favor de las más altas aspiraciones de nuestros países, así como el impulso que ha otorgado
a la cooperación, como a la integración y al desarrollo de la región, la CALC, creada en diciembre de 2008,
en Salvador de Bahía, Brasil.

3. Reafirmar la declaración de la Cumbre de la Unidad de América Latina y el Caribe(Riviera Maya, México, 23
de febrero de 2010) y, en particular, la decisión de constituir la Comunidad de Estados Latinoamericanos
y Caribeños (CELAC) que comprende a los 33 Estados soberanos de nuestra región.

4. Saludar la creación del Foro Unificado CALC y Grupo de Río de composición abierta, Co-Presidido por Chile
y Venezuela que impulsó la excelente tarea de redactar el documento de procedimientos de la
CELAC, dando cumplimiento efectivo a la Declaración Ministerial de Caracas del 3 de julio de 2010.

5. Reconocer los importantes logros y consensos alcanzados en las reuniones de las Ministras y los
Ministros de Relaciones Exteriores realizadas en Caracas, durante julio de 2010 y abril de 2011, así
como las reuniones ministeriales especializadas de lo social, ambiental, energético, financiero y comercial,
en el marco de la Presidencia venezolana de la CALC.

6. Conscientes de los desafíos que la crisis económica y financiera internacional presentan al futuro de nuestra
región y a nuestras legítimas aspiraciones de inclusión social, crecimiento con equidad, con desarrollo
sustentable e integración.

7. Convencidos de que la unidad e integración política, económica, social y cultural de América Latina y el
Caribe constituye, además de una aspiración fundamental de los pueblos aquí representados, una
necesidad para enfrentar con éxito los desafíos que se nos presentan como región.

8. Conscientes de que la conmemoración del Bicentenario de los procesos de Independencia en
América Latina y el Caribe, ofrece el marco propicio para la consolidación y puesta en marcha de nuestra
Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC).

9. Decididos a promover y proyectar una voz concertada de América Latina y el Caribe en la discusión de los
grandes temas y en el posicionamiento de la región ante acontecimientos relevantes en reuniones y
conferencias internacionales de alcance global, así como en la interlocución con otras regiones y países.

10. Reconocer que nuestros países han avanzado en procesos de Integración regional y subregional y en la
conformación de diversos mecanismos a lo largo de las últimas décadas, reflejo de su vocación de unidad
y su naturaleza diversa y plural, que constituyen un sólido cimiento a partir del cual edificamos la
Comunidad que agrupa a todos los Estados latinoamericanos y caribeños.

11. Conscientes de la aspiración común de construir sociedades justas, democráticas y libres y,
convencidos de que cada uno de nuestros pueblos escogerá las vías y medios que, basados en el pleno
respeto de los valores democráticos de la región, del Estado de derecho, sus instituciones y procedimientos
y de los derechos humanos, les permita perseguir dichos ideales.

12. Ratificar nuestro apego a los Propósitos y Principios enunciados en la Carta de las Naciones Unidas, y el
respeto al Derecho Internacional.

13. Destacando el camino trazado por los Libertadores de América Latina y el Caribe hace más de doscientos
años, un camino iniciado de manera efectiva con la independencia de Haití en 1804, dirigida por Toussaint
Louverture, constituyéndose de esta manera en la primera República Independiente de la región. De la
misma manera recordamos que la República de Haití liderada por su Presidente Alexandre Pétion, con la
ayuda prestada a Simón Bolívar para la Independencia de los territorios que en el presente conocemos como
América Latina y el Caribe inició las bases para la solidaridad e integración entre los pueblos de la
región.

14. Inspirados en la obra de los Libertadores, y asumiendo plenamente su legado como acervo fundacional de
nuestra Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños.

15. Conscientes de que han transcurrido 185 años desde que se ensayara el gran proyecto de los Libertadores,
para que la región se encuentre hoy en condiciones de abordar, por la experiencia y la madurez adquirida, el
desafío de la unidad e integración de América Latina y el Caribe.

16. Inspirados en el Congreso Anfictiónico de Panamá de 1826, acto fundamental de la doctrina de la unidad
latinoamericana y caribeña, en el que nuestras jóvenes naciones soberanas plantearon la discusión
de los destinos de la paz, el desarrollo y la transformación social del continente.

17. Destacando la participación de los pueblos indígenas y afrodescendientes en las luchas independentistas y
reconociendo sus aportes morales, políticos, económicos, espirituales y culturales en la conformación de
nuestras identidades y en la construcción de nuestras naciones y procesos democráticos.

18. Reconociendo el papel histórico de los países de la Comunidad Caribeña (CARICOM) en el proceso de
liberación, desarrollo e integración en Latinoamérica y el Caribe, y enfatizando el compromiso permanente de
CARICOM y los Pueblos Caribeños para contribuir con el desarrollo integral y sostenible de la región.
19. Exaltando la conmemoración del Bicentenario de Independencia, los países latinoamericanos y
caribeños honramos la memoria de nuestras luchas independentistas y reafirmamos el pensamiento
integracionista que enarbolaron nuestros héroes y heroínas.
Declaramos:
20. En el marco del Bicentenario de la independencia, nos hemos reunido los 33 países de América Latina y el
Caribe, luego de los esfuerzos concretados en la Cumbre de América Latina y El Caribe (CALC)
realizada el 17 de diciembre de 2008 en Salvador de Bahía y la Cumbre de la Unidad realizada en Cancún
el 23 de febrero de 2010, para poner en marcha la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños
(CELAC).

21. Que conforme al mandato originario de nuestros libertadores, la CELAC avance en el proceso de
integración política, económica, social y cultural haciendo un sabio equilibrio entre la unidad y la
diversidad de nuestros pueblos, para que el mecanismo regional de integración sea el espacio
idóneo para la expresión de nuestra rica diversidad cultural y a su vez sea el espacio adecuado para
reafirmar la identidad de América Latina y El Caribe, su historia común y sus continuas luchas por la justicia
y la libertad.

22. Que teniendo en cuenta la diversidad en los procesos de formación de la identidad latinoamericana y
caribeña, la CELAC se convierta en un espacio que reivindique el derecho a la existencia, preservación y
convivencia de todas las culturas, razas y etnias que habitan en los países de la región, así como el
carácter multicultural de nuestros pueblos, y plurinacional de algunos de nuestros países en
especial de las comunidades originarias que promueven y recreen la memoria histórica, los saberes
y los conocimientos ancestrales.

23. Que reconociendo el derecho que tiene cada nación de construir en paz y libremente su propio sistema
político y económico, así como en el marco de las instituciones correspondientes de acuerdo al mandato
soberano de su pueblo, los procesos de diálogo, intercambio y negociación política que se activen
desde la CELAC deben realizarse tomando en cuenta los siguientes valores y principios comunes: el respeto
al Derecho Internacional, la solución pacífica de controversias, la prohibición del uso y de la amenaza
del uso de la fuerza, el respeto a la autodeterminación, el respeto a la soberanía, el respeto a la integridad
territorial, la no injerencia en los asuntos internos de cada país, la protección y promoción de todos los
derechos humanos y de la democracia.

24. Con fundamento en los valores y principios del párrafo anterior y recogiendo la práctica del Grupo de Rio, la
CELAC promoverá el desarrollo de instrumentos para garantizar el cumplimiento de los mismos.

25. Que es necesario continuar unificando esfuerzos y capacidades para impulsar el desarrollo sostenible de
la región, concentrando los esfuerzos en el creciente proceso de cooperación e integración política,
económica, social y cultural para así contribuir con la consolidación de un mundo pluripolar y democrático,
justo y equilibrado, y en paz, despojado del flagelo del colonialismo y de la ocupación militar.

26. Que es necesario profundizar la cooperación y la implementación de políticas sociales para la reducción
de las desigualdades sociales internas a fin de consolidar naciones capaces de cumplir y superar los
Objetivos de Desarrollo del Milenio.

27. La necesidad de avanzar sobre la base de nuestros principios en el fortalecimiento y consolidación de la
cooperación latinoamericana y caribeña, en el desenvolvimiento de nuestras complementariedades
económicas y la cooperación Sur-Sur, como eje integrador de nuestro espacio común y como
instrumento de reducción de nuestras asimetrías

28. Que la CELAC, único mecanismo de diálogo y concertación que agrupa a los 33 países de América
Latina y El Caribe, es la más alta expresión de nuestra voluntad de unidad en la diversidad, donde en lo
sucesivo se fortalecerán nuestros vínculos políticos, económicos, sociales y culturales sobre la base de
una agenda común de bienestar, paz y seguridad para nuestros pueblos, a objeto de consolidarnos como una
comunidad regional.

29. Que la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), teniendo presente el acervo
histórico del Grupo de Río y de la CALC, impulsará planes de acción para la implementación y el
cumplimiento de los compromisos plasmados en las Declaraciones de Salvador de Bahía y de Cancún, en
el Plan de Acción de Montego Bay y en el Programa de Trabajo de Caracas.

Enalteciendo el proceso histórico vivido, las Jefas y los Jefes de Estado y de Gobierno de los países de
América Latina y el Caribe deciden:

30. Adoptar, con base en los principios de flexibilidad y de participación voluntaria en las iniciativas las
declaraciones y documentos adoptados en las reuniones ministeriales especializadas sobre
Desarrollo Social y Erradicación del Hambre y la Pobreza, celebrada en Caracas, 24 y 25 de marzo de
2011; reunión de seguimiento y evaluación de los avances del Foro de Ministros de Ambiente, Caracas,
28 y 29 de abril de 2011; reunión Ministerial sobre Energía, Caracas, 12 y 13 de mayo de 2011; reunión
Ministerial sobre la Crisis Financiera Internacional y Comercio Exterior, Caracas 18 y 19 de mayo de 2011;
reunión entre Mecanismos regionales y subregionales de integración en América Latina y el Caribe en el
marco de la CALC, Caracas 25 y 26 de Octubre de 2010; reunión entre mecanismos regionales y
subregionales de integración en América Latina y el Caribe en el área económico-comercial, Montevideo, 6
y 7 de abril 2010; Reunión entre mecanismos regionales y subregionales de integración en América
Latina y el Caribe en el área productiva, Caracas 5 y 6 de mayo de 2011; reunión entre mecanismos
regionales y subregionales de integración en América Latina y el Caribe en el área social e institucional,
Caracas, 10 y 11 de junio de 2011; reunión de conclusiones entre mecanismos regionales y
subregionales de integración en América Latina y el Caribe, Caracas, 11 de junio de 2011; reunión de
coordinación de las iniciativas regionales en las áreas de infraestructura para la integración física de
transporte y telecomunicaciones e integración fronteriza, realizada el 24 y 25 de marzo de 2011 en
México; Reunión Regional de Mecanismos Latinoamericanos y Caribeños sobre Asistencia
Humanitaria, realizada el 30 y 31 de mayo de 2011 en Panamá; reunión regional sobre protección a los
migrantes, Perú 26 y 27 de junio de 2011.

Dando cumplimiento al Programa de Trabajo de Caracas para laimplementación de los mandatos de la CALC
plasmados en las Declaraciones de Salvador de Bahía y de Cancún, así como en el Plan de Acción de
Montego Bay, en el período 2010-2011 acordado por los Cancilleres el 3 de julio de 2010.

31. Poner en marcha la CELAC, como mecanismo representativo de concertación política, cooperación e
integración de los Estados latinoamericanos y caribeños y como un espacio común que garantice la
unidad e integración de nuestra región.

32. Reafirmar que el propósito común de integración, unidad y cooperación dentro de la CELAC se sustenta
en los acervos heredados por los principios compartidos y consensos adoptados en la Cumbre de
América Latina y el Caribe sobre la Integración y Desarrollo (CALC) y el Mecanismo Permanente de
Consulta y Concertación Política Grupo de Río, que luego de fructífera labor cesan formalmente en sus
acciones y dan paso a la CELAC.

33. Incorporar el Plan de Acción de Caracas 2012 como parte integral de esta Declaración, con el objetivo de
llevar a la realidad nuestro compromiso político de defensa de la unidad y la integración, la cooperación,
la complementariedad y la solidaridad.

34. Aprobar el “Estatuto de Procedimientos de la CELAC”, como parte integral de la presente Declaración,
poniendo así definitivamente en marcha su organización y funcionamiento.

35. Invitan a la Presidencia Pro-Témpore de la CELAC a que en el ejercicio de su Presidencia implementen el
Plan de Acción de Caracas 2012 en especial lo relativo a los ejes temáticos en las áreas social, ambiental,
energético, económico, cultural y otras áreas prioritarias determinadas en el Plan de Acción de
Caracas. Asimismo, encomendar a los Ministros de Relaciones Exteriores a que formulen propuestas para
destinar los recursos materiales y financieros necesarios, sustentados en los criterios de máxima
efectividad y austeridad establecidos en el documento de procedimientos de la CELAC.

36. Comprometer la voluntad de nuestros gobiernos para instruir a los mecanismos y organismos regionales, a
que promuevan entre ellos la comunicación, cooperación, articulación, coordinación,
complementariedad y sinergia, cuando corresponda y a través de sus respectivos órganos directivos, para
contribuir a alcanzar los objetivos de integración planteados en esta Declaración, asegurando el óptimo
uso de los recursos y la complementariedad de esfuerzos.

37. Reafirmar la invitación para celebrar la Cumbre de la CELAC en la República de Chile en el 2012.

38. Celebrar en la República de Cuba la Cumbre de la CELAC en 2013.

39. Acoger la realización de la Cumbre de la CELAC en el año 2014 en la República de Costa Rica.

40. Dado en Caracas, cuna de El Libertador Simón Bolívar, República Bolivariana de Venezuela, el 3 de
diciembre de 2011.

 

 

  • Procedimientos para el funcionamiento orgánico de la CELAC

Las Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno de los países que integran la Comunidad de los Estados
Latinoamericanos y Caribeños:
Enfatizando nuestra vocación de concertación y convergencia con vistas a llevar a cabo acciones
comunes en defensa de los intereses permanentes de nuestros Estados,
Decididos a construir un espacio común con el propósito de profundizar la integración política,
económica, social y cultural de nuestra región, renovar y reforzar la unidad regional mediante el
establecimiento de objetivos y mecanismos compatibles con la realidad de la misma y el desarrollo
de los vínculos de solidaridad y cooperación entre los países de América Latina y el Caribe,
Renovando, para llevar adelante dichas acciones comunes, nuestra convicción en la vigencia de los
principios compartidos y de los consensos adoptados, que constituyen el acervo histórico de nuestra
comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), tal como han sido plasmados en todas las
Declaraciones y Comunicados del Grupo de Río y de la Cumbre de América Latina y el Caribe sobre
Integración y Desarrollo (CALC), desde sus respectivos orígenes,
Reafirmando nuestro compromiso indeclinable con la paz, el fortalecimiento de la democracia y el impulso
al desarrollo social y económico de nuestros pueblos, convencidos que una mayor integración entre nuestras
naciones es una garantía para concretar dichas aspiraciones y promover la convivencia pacífica entre
nuestras naciones,
Decididos a continuar propiciando soluciones propias a problemas comunes y fortaleciendo la
presencia y capacidad de negociación de nuestros países ante la comunidad internacional,
Ratificando la Declaración de la Cumbre de la Unidad de América Latina y el Caribe, aprobada en la
Riviera Maya, México el 23 de febrero de 2010, documento constitutivo de la Comunidad de Estados
Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), se adoptan los siguientes procedimientos para el funcionamiento
orgánico de la CELAC:
I. Órganos:

La CELAC está conformada por los siguientes órganos:
1.- Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno;
2.- Reunión de Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores;
3.- Presidencia Pro Témpore;
4.- Reunión de Coordinadores Nacionales;
5.- Reuniones especializadas;
6.- Troika.

1.- Reunión Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno
Es la instancia suprema de la Comunidad. Se reúne ordinariamente en el país que ostente la Presidencia
Pro Tempore de la CELAC y en forma extraordinaria cuando la Presidencia Pro Tempore en consulta con
los Estados Miembros lo determine. La Presidencia Pro Témpore podrá convocar a Cumbres y reuniones
extraordinarias en consulta con la Troika.
Sus atribuciones son:
– Designar al Estado sede de la siguiente reunión y que ejercerá la Presidencia Pro Témpore de la
CELAC.
– Definir las directrices, y lineamientos políticos, y establecer las prioridades, estrategias y planes de
acción para alcanzar los objetivos de la CELAC.
– Adoptar los lineamientos políticos y estrategias para las relaciones con terceros Estados u otras
organizaciones o foros intergubernamentales de carácter internacional, regional o subregional.
– Aprobar la modificación de los procedimientos y modificaciones que se requiera para el
funcionamiento de la CELAC
– Promover la participación ciudadana en la CELAC

2.- Reunión de Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores
Se reunirá de manera ordinaria dos veces al año, pudiéndose convocar reuniones extraordinarias si
fuese necesario a solicitud de un Estado miembro.
Sus atribuciones son:
– Adoptar resoluciones y emitir pronunciamientos sobre temas de carácter regional o internacional
que sean de interés para los países de la región – Adoptar resoluciones para implementar las
decisiones y declaraciones de la Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno.
– Adoptar los proyectos de declaraciones y decisiones a ser aprobadas en la Cumbre de
Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno
– Preparar las Cumbres de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno.
– Coordinar posiciones comunes entre los países miembros en foros multilaterales, espacios
políticos y de negociación internacionales para impulsar la agenda latinoamericana y caribeña.
– Decidir la conformación de grupos de trabajo de composición abierta, de naturaleza permanente o
temporal, para alcanzar el logro de sus objetivos.
– Promover y desarrollar el diálogo político y la concertación sobre temas de interés de la CELAC
– Definir y aprobar los temas y asuntos de interés prioritario para la CELAC, así como los estudios y
grupos de trabajo que provean el fundamento técnico y jurídico de los mismos.
– Realizar el seguimiento y análisis del proceso de unidad e integración en su conjunto, así como el
seguimiento y cumplimiento de las declaraciones y decisiones de la Cumbre de Jefas y Jefes de
Estados y de Gobierno, y profundizar la unidad y cooperación para el desarrollo de nuestros
pueblos.
– Realizar el seguimiento y evaluación del cumplimiento de los planes de acción
– Adoptar el Programa de Trabajo bienal de actividades de la CELAC, que podrá incluir las
reuniones especializadas.
– Implementar los lineamientos políticos y estrategias para las relaciones con otros actores
gubernamentales u otras organizaciones internacionales.
– Delegar funciones y responsabilidades en los órganos y grupos de trabajo que se constituyan
para el cumplimiento de tareas específicas, cuando sea necesario.
– Proponer la normativa de la CELAC y las modificaciones a la misma, contemplando el
acervo histórico
– Aprobar programas, proyectos e iniciativas sobre integración, cooperación, complementariedad y
desarrollo que los Estados miembros sometan a su consideración y a presentarla a la Cumbre de
Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno para su adopción.
– Fomentar la comunicación, complementariedad, cooperación y articulación entre los mecanismos
subregionales de integración, y recibir, para su consideración, los resultados de las reuniones que
realicen dichos organismos a solicitud de la Presidencia Pro Tempore, utilizando para tales
fines las estructuras institucionales de las mismas.
– Coordinar y promover posiciones conjuntas en temas centrales de interés de la CELAC.

3.- Presidencia Pro Tempore:
Durante los períodos 2011 – 2012 y 2012 – 2013, la Presidencia Pro Tempore se ejercerá por lapsos de
un año y se efectuarán sendas reuniones Cumbre los años 2012 y el 2013. En la Cumbre del 2013 las Jefas
y los Jefes de Estado y de Gobierno decidirán la periodicidad de las Cumbres y de la Presidencia Pro
Tempore.
La Presidencia Pro Tempore es el órgano de apoyo institucional, técnico y administrativo a la CELAC y
entre sus funciones están:
– Preparar, convocar y presidir las Cumbres de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno, de las
reuniones de las Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores y de los Coordinadores
Nacionales, así como las Reuniones de los Mecanismos regionales y Subregionales de
Integración.
– Instrumentar las decisiones de la Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno y de la Reunión de
Ministros de Relaciones Exteriores;
– Mantener la continuidad y el seguimiento de los trabajos de la Comunidad e informar de ello a los
Estados miembros;
– Organizar y coordinar las reuniones de la CELAC.
– Coordinar las actividades permanentes de la CELAC.
– Presentar para su consideración a la Cumbre de las Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno,
Reunión de Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores y a la Reunión de Coordinadoras y
Coordinadores Nacionales, el Programa de Trabajo bienal de actividades de la CELAC, con
fechas, sedes y agenda de las reuniones de sus órganos.
– Efectuar el seguimiento a los acuerdos alcanzados en cada reunión.
– Preparar documentos de trabajo en temas de interés de la CELAC.
– Emitir, registrar y organizar los documentos y mensajes oficiales, así como mantener la
comunicación oficial con los Estados Miembros.
– Constituirse como receptora del patrimonio de la Comunidad, así como del proveniente del Grupo
de Río y la CALC;
– Apoyar a las instancias de la CELAC en el cumplimiento de sus funciones
– Preparar y presentar la Memoria Anual y los informes respectivos a las instancias de la CELAC
– Preparar y presentar una minuta al final de cada reunión.
– Garantizar que todos los documentos oficiales sean presentados a todos los Estados Miembros
en tiempo y en todos los idiomas oficiales de la CELAC.
– La Presidencia Pro Tempore podrá convocar a una reunión de los Mecanismos Regionales y
Sub-Regionales de Integración para compartir información, coordinar sus tareas, evitar
duplicaciones e intensificar el diálogo, con el objeto de profundizar la unidad e integración y
acelerar el desarrollo regional en áreas prioritarias para la CELAC.
El Estado sede de la Presidencia Pro Tempore asumirá los gastos que genere su funcionamiento.
El Estado sede de la Presidencia Pro Tempore creará y mantendrá una página electrónica oficial de la
CELAC, en la cual, entre otros elementos, publicará las declaraciones que ésta formule.

4.- Reunión de Coordinadores Nacionales
Los Estados Miembros se vincularán con la Presidencia Pro Tempore por medio de los
Coordinadores Nacionales, los cuales serán los responsables de la coordinación y seguimiento directo
de los temas en discusión.
Cada país acreditará a un Coordinador Nacional titular y los alternos que considere necesarios.
Se reunirán de manera ordinaria dos veces al año, antes de cada Reunión de Ministros de Relaciones
Exteriores y de forma extraordinaria cuando así se requiera.
Como norma las reuniones se harán en el país que ostente la Presidencia Pro Tempore a menos que,
a propuesta de éste, y en consulta con los Estados Miembros, se decida otra sede.
Sus atribuciones son:
– Coordinar a nivel nacional los temas de la unidad, diálogo y concertación política regional de interés
para la agenda de la CELAC
– Ser las instancias de enlace y coordinación para los temas de la unidad, concertación y diálogo
político.
– Ser las instancias de enlace y coordinación para los programas, proyectos e iniciativas de
integración, cooperación y desarrollo.
-Implementar mediante la adopción de las disposiciones pertinentes, las decisiones de la
Cumbre de Jefas y Jefes de Estado y de Gobierno, y las Resoluciones de la Reunión de
Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores, con el apoyo de la Presidencia Pro Tempore;
– Preparar las reuniones de las Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores.
– Elaborar proyectos de declaraciones, decisiones, resoluciones y normativas para la consideración
de la Reunión de Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores;
– Coordinar las iniciativas de la CELAC con otros procesos de integración regional y subregional
vigentes, con la finalidad de promover la complementariedad de esfuerzos;
– Estructurar, coordinar y dar seguimiento a los respectivos Grupos de Trabajo;
– Dar seguimiento al diálogo político y a la concertación sobre temas de interés regional e
internacional;
– Hacer seguimiento y coordinación a los proyectos de cooperación y desarrollo específicos que surjan
en la CELAC.
– Se podrán conformar grupos de trabajo de composición abierta, para dar cumplimiento a los
mandatos y recomendaciones de los órganos competentes.
– Estas instancias darán cuenta del resultado de sus trabajos a los Coordinadores Nacionales, los que
elevarán esta información a la Reunión de Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores.
– Conocer los resultados de las reuniones de los Mecanismos Regionales y Sub-Regionales de
Integración y someterlos a consideración de los Ministros de Relaciones Exteriores.

5.- Reuniones especializadas:
Las reuniones especializadas, atenderán áreas de interés y otras priorizadas para la promoción de la
unidad, integración y la cooperación regionales, participarán en dichas reuniones funcionarios de Alto
Nivel con suficiente capacidad de decisión para cumplir los objetivos de la CELAC.
Serán convocadas por la Presidencia Pro Tempore de acuerdo a lo establecido en el Programa
de Trabajo Bienal de la CELAC.
Estas instancias informarán del resultado de sus trabajos a la Reunión de Coordinadores Nacionales, la
cual lo elevará a la reunión de Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores.

En caso necesario, estas reuniones podrán ser precedidas por reuniones técnicas preparatorias.

6.- Troika:
La Presidencia Pro Témpore estará asistida por una Troika compuesta por el Estado que ostenta la
Presidencia Pro Témpore, por el que le precedió en esa responsabilidad y por el que lo sucederá como
Presidencia Pro Témpore
La troika quedará automáticamente constituida al momento de la elección del Estado miembro que
presidirá la Presidencia Pro Témpore de la CELAC.

Decisiones
Las decisiones se adoptan por consenso en todas las instancias.
Las decisiones se reflejan por escrito y pueden tomar el formato de declaraciones, decisiones,
comunicados conjuntos y especiales resoluciones o cualquier otro instrumento de decisión que, de común
acuerdo se determine. Todas tienen el carácter de acuerdos políticos y constituyen mandatos.

II. Mecanismo de Consulta Urgente
Con el propósito de emitir con celeridad y oportunidad pronunciamientos de la CELAC ante
hechos imprevistos que merecen atención urgente, la Presidencia Pro Tempore o cualquier Estado miembro,
por intermedio de la Presidencia Pro Tempore, podrá proponer un proyecto de declaración o comunicado, el
cual será circulado por la Presidencia Pro Tempore a los miembros de la Troika, los cuales emiten una
opinión sobre la conveniencia o inconveniencia de dar un pronunciamiento sobre un tema específico. De
contar con la opinión favorable de la Troika, el proyecto de declaración o comunicado deberá ser
consultado y consensuado con todos los Estados miembros, por medio de los Coordinadores
Nacionales, manteniendo en la medida de lo posible, un plazo mínimo de doce horas para las consultas
entre la Presidencia Pro Tempore y la Troika y el mismo plazo para las consultas con los Estados
miembros. La consulta se efectúa con base en el principio de que si no se manifiesta dentro del plazo
señalado alguna observación u objeción, ello constituye la aprobación tácita de la propuesta.
Es obligación de la Presidencia Pro Tempore cursar la solicitud formulada por el Estado miembro.

III. Vinculación con otras regiones:
La CELAC asume las siguientes atribuciones en el relacionamiento e interlocución de la Comunidad con
otros países y grupos regionales:
– Diálogo político con otros actores intergubernamentales, organismos y mecanismos
internacionales.
– Concertación de posiciones comunes en foros multilaterales para promover y afianzar los
intereses de la comunidad latinoamericana y caribeña frente a los temas de la agenda
internacional.
– Impulso a la agenda latinoamericana y caribeña en foros globales.
– Posicionamiento de América Latina y el Caribe ante acontecimientos relevantes.
– La Presidencia Pro Tempore coordinará los diálogos anuales con otros bloques regionales y
los países que desempeñan un papel preponderante en la comunidad internacional.
La Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños se constituye en el mecanismo
representativo de América Latina y el Caribe y, en ese carácter, asume la interlocución en los siguientes
foros, sin menoscabo de los que eventualmente puedan surgir:
– Cumbre América Latina y el Caribe-Unión Europea (ALC UE).
– Diálogo Ministerial Institucionalizado entre el Grupo de Río y la Unión Europea.
– Los diálogos que el Grupo de Río haya mantenido con países o grupos de países en el
marco de las reuniones que se llevan a cabo al margen de la Asamblea General de Naciones
Unidas.

IV. Idiomas
Los idiomas oficiales de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños son el español, el
francés, el holandés, el inglés y el portugués; y los idiomas de trabajo serán el español, el francés, el
inglés y el portugués.

V. Modificación de los Procedimientos:
Cualquiera de los Estados Miembros podrá proponer enmiendas a los presentes procedimientos
mediante comunicación escrita de su Ministro de Relaciones Exteriores a la Presidencia Pro Témpore.
Esas propuestas serán analizadas por la Reunión de Ministras y Ministros de Relaciones Exteriores quienes
elevarán sus recomendaciones a consideración de las Jefas y los Jefes de Estado y de Gobierno, quienes
tomarán una decisión.

VI. Incorporación del patrimonio histórico del Grupo de Río y de la CALC
Integran el patrimonio histórico de la CELAC las Declaraciones, Comunicados Conjuntos y Especiales,
Resoluciones y demás instrumentos de decisión aprobados durante los procesos del Grupo de Río y de
la CALC. Se anexa a este estatuto de procedimientos, la lista de temas, declaraciones y documentos que se
han tratado en la CALC y del Grupo de Río y que constituyen el acervo histórico de ambos mecanismos.
VII. Unificación del Grupo de Río y de la CALC

La Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños sucede, para todos los efectos, al
Mecanismo Permanente de Consulta y Concertación Política (Grupo de Río) y a la Cumbre de América
Latina y el Caribe sobre Integración y Desarrollo (CALC). Por tanto, el Grupo de Río y la CALC dejarán
de funcionar, sin afectar la continuidad de los programas y acciones en curso que hayan sido
acordados por el Grupo de Río y por la Cumbre de América Latina y el Caribe sobre Integración y
Desarrollo.

Disposiciones transitorias
En tanto no culmine el plazo establecido en la Declaración de la Unidad, aprobada en la Riviera
Maya, el 23 de febrero de 2010, se realizará la cumbre acordada en Chile en 2012, país que ejercerá la
primera Presidencia Pro Témpore de la CELAC hasta esa fecha.
La designación de la primera Troika para el período 2011-2012 estará compuesta por el Estado
que haya sido designado para dirigir la Presidencia Pro Témpore en el lapso 2012-2013, el último Estado que
haya dirigido la Presidencia Pro Témpore del Grupo de Río, el último que haya desempeñado la Presidencia
de la Cumbre América Latina y el Caribe sobre integración y desarrollo (CALC).
Con la adopción del presente Estatuto de Procedimientos queda concluido el proceso de
constitución de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC).

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*